5 aspectos sobre la felicidad que la ciencia no puede explicar

Hay mucha gente trabajando en el estudio científico de la felicidad, sin embargo hay algunas preguntas sobre la felicidad que no pueden ser respondidas por la ciencia.

Te recomiendo el vídeo al final del artículo titulado “Florecer y prosperar”.

1. ¿Cuál es la definición de felicidad?

Normalmente los investigadores comienzan a estudiar la felicidad con una definición predeterminada; por ejemplo en “El mito de la felicidad”, Jennifer Michael Hecht sostiene que hay tres categorías de la felicidad: un momento feliz, un día feliz y una vida feliz.

Otro ejemplo es la definición que da el diccionario Merriam-Webster “un estado de bienestar y alegría” o “una experiencia agradable y satisfactoria”.

Y, ¿qué le dice a cada uno la palabra felicidad? Quizás te guste ver este vídeo:

La definición de felicidad depende de los valores y personalidad de cada uno. Tal vez sea de los que piensa que la vida es corta y la felicidad consiste en acumular tantos momentos felices como sea posible, o tal vez tiene una visión más amplia de su existencia y lucha por tener una vida feliz en general. Personalmente, mi objetivo es equilibrar los momentos felices con un propósito más grande y una sensación de paz interior.

Solo usted puede decidir qué significa la felicidad para usted.

2. ¿Qué es lo que le hace a uno feliz?

Como es lógico los investigadores no pueden hablar con todas las personas por lo que sus conclusiones se basan en el estudio de un conjunto de personas, análisis de las similitudes en el grupo y extrapolación de los datos a la sociedad. Estos estudios son útiles para averiguar probabilidades y medias, pero no se realizan con el detalle necesario para que revelen los factores desencadenantes y preferencias personales.

Hay un estudio que dice que el matrimonio es importante para sentirse bien, lo que no quiere decir que seguro será más feliz al casarse porque tal vez no le guste compartir su espacio con otra persona y casarse con una a largo plazo no le hará feliz.

La felicidad es personal y sus propios gustos deben tener más peso que cualquier estudio científico.

3. ¿Qué puede hacer para conseguir la felicidad?

Soy una gran defensora de las prácticas de gratitud. Creo que la mayoría de la gente podría beneficiarse del hábito diario de centrar su atención en lo que va bien en su vida. Todas las noches hago una lista de tres cosas por las que estoy agradecida por ese día. Y si bien las investigaciones están de acuerdo con esto, no quiere decir que la única cosa correcta que podamos hacer para sentirnos felices sea ser agradecidos o que con esto se conseguirá seguro.

Explorar revistas, estudios y documentales no le dirá cómo puede sentirse mejor. Es su búsqueda interior, más comprometida e intensa, la que le dará pistas para conseguirlo.

4. ¿Qué cambio necesita en su vida para ser más feliz?

Algunos estudios determinan qué cambios o qué hábitos debemos adquirir para ser feliz, la implantación de hábitos es algo que no se consigue de la noche a la mañana, no es generalizable y se necesita un compromiso firme con uno mismo. Para que llegue a consolidarse un hábito tienen que darse diferentes factores como número de repeticiones, frecuencia, uniformidad, interés y sentimiento de éxito, un proceso de coaching le puede ayudar a instaurar un hábito que enriquezca su experiencia y le aporte lo necesario para ser feliz o estar en el camino de conseguirlo.

El proceso del cambio, si no se hace de la forma adecuada puede suponer el efecto contrario, puede hacer que baje su autoestima por no conseguirlo o que los efectos no sean los esperados. Pregúntese qué busca detrás de cada cambio, qué necesidad quiere cubrir y sobre todo sea sincero consigo mismo.

5. ¿Es lo suficientemente feliz?

La felicidad es algo que todos buscamos, yo me siento feliz en esta época de mi vida pero sigo buscando maneras de crecer, de conocerme mejor a mí misma y de profundizar en la relación con los demás. Pero esa soy yo, quizá usted no se sienta identificado.

Conozco personas que defienden la idea de ser feliz en este momento sin pensar mucho más allá, se sienten plenamente satisfechos con su vida y no ven la necesidad de esforzarse para ser más felices, pero eso son esas personas, quizá usted no se sienta identificado.

Ninguna de las dos opciones es mejor o peor, usted decide qué elige. De la misma manera, ningún científico o investigador puede decir cuándo usted es lo suficientemente feliz.

Cuando se trata de su propia felicidad, el verdadero experto es usted.

Te dejo con el vídeo titulado “Florecer y prosperar”:


Un comentario

  1.   laura dijo

    me pareccio exelente

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.