Ciertamente la vida es un regalo maravilloso. Mi experiencia viajando ha hecho que ABRA MI MENTE a muchas nuevas ideas, nuevos lugares, nuevas personas, nuevos amigos…todo ello junto con añorar mi casa, mi familia y mis amigos…es un mix de sentimientos que ayuda a crecer mucho. Una cosa que siempre comentamos mi mujer y yo cuando viajamos es “¿te das cuenta que nosotros estamos de paso pero estas personas que nos cruzamos VIVEN AQUÍ y toda su vida gira en torno a esta ciudad?”. Un abrazo, Pablo

Responder