Cuando la vida se complica…¡la gente materialista se va de compras!

Un estudio de la Universidad de Michigan revela que las personas que tienen mayor apego por las cosas materiales, experimentan más estrés ante sucesos traumáticos y además, intentan aliviarlo realizando compras de forma compulsiva.

Ayalla Ruvio, profesora de dicha universidad, indica además que este tipo de personas, muestra niveles de autoestima menores que otros con mayor apego hacia cosas inmateriales. “Cuando las cosas se ponen difíciles, los materialistas se van de compras, declara Ruvio. “Y este gasto compulsivo e impulsivo seguramente les produzca más tensión que bienestar. En definitiva, el ser materialista no ayuda en nada a superar los malos momentos”. Termina diciendo la investigadora.

En la primera parte del estudio Ruvio y su equipo encuestaron a 139 personas del sur de Israel, todos habitantes de una zona atacada con misiles palestinos durante seis meses en 2007, por otro lado y en el mismo intervalo de tiempo, encuestaron a 170 personas residentes en un pueblo del norte del país, lugar donde no sufrían ataques.

Los resultados indicaron que la gente que tendía a apreciar más lo material, mostraban un mayor nivel de estrés postraumático y una tendencia mucho mayor a realizar compras compulsivas que el resto de la población, algo que para Ruvio supone un indicador de que la relación entre materialismo y estrés puede ser más perjudicial de lo que pensamos.

En la segunda parte del estudio, los investigadores se propusieron explorar los factores que explican los efectos del materialismo que habían sido analizados en la investigación de Israel, y para ello se realizó una encuesta con 855 estadounidenses,  en la que se les preguntó sobre sus tendencias materialistas y el miedo a la muerte. Aquí también se descubrió que las personas materialistas son más propensas a tratar de aliviar el miedo a la muerte a través del gasto compulsivo. En este caso, los efectos se produjeron no sólo en respuesta a una amenaza específica, como por ejemplo un ataque terrorista sino como una manera de hacer frente a la ansiedad general que pude producir el miedo a la propia muerte.

Los hallazgos les sugieren, a este grupo de investigadores, que los efectos intensificadores de la pasión por las cosas materiales sobre el estrés extremo, pueden venir derivados por una pobre autoestima y el temor a la muerte.

Estos resultados se pueden extrapolar a un buen número de contextos, ya que, el estrés postraumático puede aparecer tras la exposición a muchas situaciones, y para Ruvio lo ideal sería trasladar esta investigación al abordaje de la relación entre el estrés y el materialismo en diferentes contextos.

Parece ser, según este estudio, que el confundir el “yo soy” con el “yo tengo” no beneficia nada la capacidad de resiliencia de las personas; si quieres saber más sobre lo que muestra la investigación puedes consultarla en el Journal of the Academy of Marketing Science. Fuente

Artículo escrito por Estíbaliz del Val Villamor. Más información sobre ella aquí.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.