5 cosas que debes saber sobre la mentira

Si eres el tipo de persona que no ve nada de malo en decir una mentira, te dejo con estos 5 hechos sobre la mentira que debes saber y evitar el abuso de este comportamiento en tu vida.

Aunque la mentira se considera como un comportamiento negativo , hay personas que no se lo piensan dos veces antes de contar una “mentira piadosa”. Este comportamiento no siempre es perjudicial, pero como regla de convivencia, lo mejor es evitar esta actitud. Si no sabes qué pensar sobre la mentira, comprueba estas 5 curiosidades que debes saber:

[Quizás te interese: El caso de Jean-Claude Romand, matar para preservar su mentira]

1) Las personas mentirosas tienen más materia blanca en su cerebro.

Un equipo de investigadores de la Universidad del Sur de California, EE.UU., encontró que la estructura del cerebro de los mentirosos compulsivos es diferente de la estructura de los cerebros de la gente honesta. Los científicos han encontrado que lo mentirosos compulsivos tienen en el lóbulo frontal del cerebro una mayor cantidad de materia blanca, alrededor de un 22 % más. Referencia

2) Cuando una persona miente se altera la temperatura de su nariz.

Cuando una persona miente, se produce el “efecto Pinocho“: la temperatura de su nariz puede aumentar o disminuir. También se producen cambios en la temperatura del músculo orbital, según un estudio de la Universidad de Granada, España. Referencia

3) Los ojos no revelan si un persona está mintiendo.

Aunque hay una creencia generalizada de que los movimientos de los ojos pueden revelar si una persona está mintiendo, esta información no es cierta. Según una investigación de la Universidad de Edimburgo, Reino Unido, esta información es infundada y nunca se ha demostrado mediante experimentos. Referencia

4) Decir mentiras daña tu salud.

Decir la verdad mejora la salud física y mental, según un estudio publicado en la Convención Anual de la Asociación Americana de Psicología. El estudio, realizado por la Universidad de Notre Dame, en Estados Unidos, muestra que las personas que redujeron el número de mentiras durante diez semanas tuvieron una mejoría significativa en su salud física y mental. Referencia

5) Las alteraciones estomacales son un buen detector de mentiras.

Los cambios en la fisiología gástrica podrían proporcionar un método mejor que el clásico polígrafo en cuanto a la distinción de quién está mintiendo y quién está diciendo la verdad, según un estudio realizado en la Universidad de Texas en los Estados Unidos. La investigación identificó una relación directa entre el acto de mentir y el aumento de la arritmia gástrica. Referencia

Si te ha gustado este artículo, considera compartirlo con las personas cercanas a ti. Muchas gracias por tu apoyo.[mashshare]


Un comentario

  1.   Lovera Cristian Lazaro dijo

    Un habito muy poco saludable muy buen articulo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.