Los 15 peores defectos de una persona

Todos tenemos defectos y virtudes y es bueno conocerlos o al menos ser conscientes de ellos para mejorar aquellos aspectos de nuestra persona que nos hacen sufrir o que no nos hacen bien. Lo ideal es encontrar el equilibrio entre los defectos y las virtudes… aunque no siempre es fácil.

Por eso, es importante conocer cuáles son los peores defectos de una persona porque son actitudes negativas en la vida que si los tienes, te impedirán vivir en armonía dentro de la sociedad o incluso dentro de tu propia familia.

Los peores defectos que una persona puede tener

Aunque hay muchos más defectos te vamos a contar algunos de ellos por ser los más comunes y los que más se repiten en sociedad. De esta manera, podrás hacer un ejercicio de reflexión y saber si a ti te afecta alguno de estos en tu vida diaria.

Cambiar a mejor siempre estará en tus manos, y si no sabes cómo hacerlo, entonces será más que necesario que busques ayuda de un profesional para poder restablecer el equilibrio emocional.

De hecho, si recuerdas a las personas que pasan por nuestra vida y que nos marcan es porque suelen tener una serie de virtudes que nos gustan y que nos hacen conectar con ellas. La simpatía, la bondad o el altruismo son algunas de las mejores características que puede tener una persona.

Sin embargo, no todo el mundo tiene estas cualidades positivas, pero hay personas cuya presencia no es nada agradable. ¿Qué nos disgusta de ellos? ¿Cuáles son los defectos que puede tener una persona? Descubre más…

Autoritarismo

El autoritarismo es una serie de características de una persona que incluyen comportamientos antidemocráticos e intolerantes. Al tratar con este tipo de personas no importa si tienes la razón o no, tu opinión no tiene ningún valor porque lo único que quieren es ser obedecidas a toda costa.

Por otro lado, las personas autoritarias se caracterizan por creer que saben mejor que los demás lo que necesitan los otros, tal como lo haría un gobernante despótico. Siendo la única autoridad capaz de decidir qué es correcto y qué no, se excluye la posibilidad de diálogo y simplemente hay una transmisión de órdenes dirigidas hacia los demás.

Codicia y avaricia

La codicia y la avaricia son rasgos muy negativos para una persona, porque nunca está feliz con lo que tiene y siempre quiere más. A los codiciosos solo les importan las cosas materiales (principalmente dinero) y no les importa cómo se consiguen. Siempre quieren más y más.

Además, el hecho de que alguien sea avaricioso no solo genera situaciones de injusticia, sino que, si se extiende esta mentalidad, desaparece la posibilidad de colaborar y cooperar para alcanzar un objetivo común y solo reina el individualismo.

Envidia

La envidia es una característica de la persona que no está sana ni para la víctima ni para el envidioso. Detrás de la envidia siempre hay baja autoestima, frustración y dolor. La envidia, por otro lado, desanima a las personas que pueden sobresalir en algo de hacerlo, porque temen las consecuencias que esto puede tener debido a las repercusiones sociales que tendrían estos éxitos.

Agresividad

La agresión es un comportamiento que hoy en día no se ve muy bien, sobre todo cuando pretendemos vivir en una sociedad civilizada. El agresivo ve al mundo entero como una amenaza y el mínimo de cambio aumenta con la ira.

Crueldad

Dañar a alguien intencionalmente es lo que se conoce como crueldad. Este tipo de personas no han desarrollado empatía y no muestran remordimiento por sus acciones. Sin duda, un defecto de lo más destacado.

Venganza y rencor

El resentimiento y la venganza no son lo mismo pero están relacionados. Si bien el resentimiento es un tipo de daño moral, por el que nos sentimos ofendidos, la venganza es la acción que se asocia a ese rencor y por la que nos comportamos de forma hostil y queremos que la otra persona sufra las consecuencias de habernos herido.

Arrogancia

La arrogancia es una cualidad negativa de una persona porque se valora por encima de los demás y puede llegar a desacreditar a otros individuos y tratarlos como si fueran inferiores.

Egoísmo

El egoísmo se caracteriza porque la persona no es propensa a compartir y solo actúa si puede obtener su propio beneficio. Son personas insaciables y siempre quieren más. No se detienen hasta conseguir lo que quieren y se sienten muy ofendidos y resentidos cuando no consiguen lo que quieren de los demás.

Ego

El ego es la admiración excesiva hacia uno mismo y es un rasgo asociado a determinadas deficiencias afectivas y emocionales. Difícilmente garantizan relaciones interpersonales saludables.

Orgullo

El orgullo puede ser positivo en algunas situaciones como forma de protección. Sin embargo, en la mayoría de los casos es un obstáculo para el bienestar y las relaciones interpersonales, ya que dificulta la comunicación natural y la expresión de sentimientos. También hace que la persona no reconozca sus errores y pueda ponerse a la defensiva con los demás.

Perfeccionismo

El perfeccionismo también se puede asociar a algo positivo, porque la persona puede hacer un trabajo impecable. Sin embargo, este rasgo de personalidad hace que el individuo sea extremadamente infeliz, porque nunca está contento con lo que hace o lo que consigue.

Irritabilidad

La irritabilidad se caracteriza porque la persona es propensa a sentir enfado y una reacción agresiva ante un estímulo que considera que le molesta. Las personas fácilmente irritables siempre están molestas.

Intolerancia

La poca tolerancia hacia los demás y hacia las diferencias hacen de esta característica uno de los mayores defectos del ser humano. Estos individuos son intransigentes y llenos de prejuicios.

Mentira

La mentira es otro de los defectos del ser humano, que no siempre se dirige hacia otras personas, pero los individuos pueden autoengañarse. El autoengaño puede ser muy dañino y es una forma de evitar ver la realidad.

Pesimismo

La forma de pensar que tenemos afecta en mayor o menor medida a cómo nos comportamos. Pensar siempre en negativo tiene consecuencias perjudiciales para la persona, por eso siempre es mejor ser positivo y optimista.

Por supuesto que hay muchos más… Estos son solo algunos de ellos, ¿te gustaría destacar algún otro? ¡Déjanos tus opiniones en comentarios!


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.