Discutir con tu pareja empeora tus arterias

Según un estudio estadounidense, las discusiones de pareja no solo son molestas sino que podrían afectar a la salud más de lo que, hasta ahora, pensábamos.

Un equipo de científicos de la Universidad de Utah, ha encontrado que las personas que piensan que, o bien su pareja no es un apoyo importante para ellas, o bien sí lo es en algunas situaciones pero en otras tantas es irritable o angustiante, tienen más probabilidades de desarrollar enfermedades del corazón.

[Desplázate hacia abajo para ver el VÍDEO “Aniversario de un amor eterno”]

Los científicos llegaron a esta conclusión al descubrir que los participantes que percibían este tipo de apoyo en sus parejas (inexistente o ambivalente; es decir, unas veces útil y otras no) tenían niveles más elevados de calcio en sus arterias (lo cual podría estar afectando a su salud cardiovascular).

Hay una gran cantidad de investigaciones que sugieren que las relaciones personales son predictores de las tasas de mortalidad, especialmente por enfermedades cardiovasculares“, dice Bert Uchino, psicólogo de la Universidad de Utah. “Sin embargo, la mayoría de los estudios han ignorado el hecho de que muchas relaciones se caracterizan por aspectos tanto positivos, como negativos. Es decir, se caracterizan por la ambivalencia”, añade Uchino.

Puesto que este psicólogo y sus colegas estaban interesados en explorar de qué manera la complejidad en las relaciones personales podría predecir la salud cardiovascular, realizaron un estudio con 136 parejas mayores (de una edad media de 63 años).

[Te puede interesar: 10 Claves Para Elegir una Pareja Para Toda La Vida]

A estas parejas se les pidió que completasen una serie de cuestionarios en los que se medía, tanto el nivel de apoyo que consideraban que les brindaba su pareja, como el nivel de calidad que percibían en su matrimonio.

Concretamente, los participantes tuvieron que indicar si sus cónyuges les sirvieron de ayuda, o no, en los momentos en los que necesitaron apoyo, asesoramiento o consejo. Los investigadores encontraron que mientras que un 30 por ciento de las personas veían a su pareja como un apoyo positivo, un 70 por ciento la consideraba ambivalente (a veces se sentían apoyados por ella pero, otras veces, sentían todo lo contrario).

Además de los cuestionarios, los investigadores usaron escáneres de tomografía computarizada para detectar la calcificación general en las arterias del corazón de los participantes. ¿Se encontró alguna relación entre las respuestas de los cuestionarios y los niveles de calcio en las arterias? Al parecer sí; los resultados revelaron que los niveles de calcificación arterial fueron mayores cuando ambos miembros de la pareja se consideraran, el uno al otro, ambivalentes.

Teniendo en cuenta que estas parejas de participantes llevaban casados alrededor de 36 años, podría considerarse que la satisfacción marital también tendría un impacto significativo en el riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares. Sin embargo, según los investigadores, la percepción de satisfacción global no serviría como predictor.  

Son los aspectos positivos y negativos del apoyo y la ayuda que las parejas consideran recibir de su compañero, lo que ayudaría a predecir una mejor o peor salud cardiovascular. En otras palabras, el factor “apoyo” afecta en la salud de la pareja independientemente del nivel de calidad que perciban en su matrimonio.

Aunque no está del todo claro porqué el apoyo sí es un predictor mientras que la satisfacción global no lo es, la hipótesis que plantean los investigadores es que cuando ambos cónyuges perciben a la pareja como ambivalente, cambia su comportamiento hacia ella.

Los resultados sugieren que las parejas ambivalentes interactúan de tal manera que fomentan el estrés y dificultan la presencia del factor apoyo en la relación,” dijo el Dr. Uchino. “Esto, a su vez, podría estar influyendo en el riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares“.

Aunque en este estudio no se realizó un seguimiento a los participantes a través del tiempo (por lo que Uchino y sus colegas no podrían afirmar que la ambivalencia mutua incrementa los niveles de calcio en las arterias), los resultados sí proporcionan la evidencia necesaria para continuar con este tipo de estudios.

Tal vez, en un futuro no muy lejano, podamos incluir el apoyo, la comprensión y la cercanía de la pareja en la lista de “factores de prevención de enfermedades cardiovasculares”. Fuente

Os dejo con el vídeo “Aniversario de un amor eterno”:

Si te ha gustado este artículo, ¡compártelo con tus amigos!


2 comentarios

  1.   Walter Navarro dijo

    la vida es una comedia para la pareja los que ven de afuera pero el amor es eterno asta y despues de la muerte el video lo comfirma

    1.    Nuria Álvarez dijo

      Hola Walter, creo que las relaciones de pareja pueden pasar por muchos “géneros”; comedia, drama, suspense…vistiéndose, el amor de los actores, de muchos complementos. No sé si será eterno o no, pero disfrutémoslo durante toda su duración. Un saludo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.