Erich Fromm: filósofo, psicoanalista, psicólogo social y marxista

Luego de haber pasado los primeros años de su vida bajo el miedo y las inseguridades de la Primera Guerra Mundial, Erich Fromm decide darle un nuevo giro a su vida. Sin duda alguna uno de los exponentes más representativos del siglo pasado, logró posicionarse dentro de los escritores más leídos de la época, a su vez, fue un marxista apasionado que se encargó de darle un sentido diferente al neofreudismo con la fundación de la primera escuela Neo freudiana.

Asimismo, es uno de los pensadores más relevantes de la época cuya vida dio giros inesperados en los momentos históricos más significativos de la humanidad. Por esto y más, debes saber acerca de su biografía y de las teorías que aportó al mundo del psicoanálisis y a la cultura en general.

Biografía temprana

Creció dentro de un hogar cuyos padres sostenían una relación inestable, su padre, fue un hombre violento de temperamento cambiante abismalmente y su madre, fue una mujer sumisa y depresiva, pocas fueron las veces que pudo hacer algo para defender su vida.

Asimismo, nació en 1900 en Alemania, país que le daría una vida aún más disfuncional en conjunto con la que ya llevaba en casa con sus padres. Dentro de un aire de guerra, Erich Fromm pasó los primeros años de su vida con miedos y fobias al exterior y a sí mismo, en donde las inseguridades se volvieron aún más fuertes para prevalecer en él hasta casi la mayoría de edad.

Sumergido en un ambiente no favorable para su crecimiento, decidió inclinarse por la religiosidad de sus tíos convirtiéndose en rabino en conjunto con sus tíos. Es en ese momento en el que ve, que puede discernir mucho más que cualquier persona común de su entorno; a raíz de esto, más adelante decidiría ser ateo.

Sin duda alguna, las salidas a la iglesia el ayudaron a tener una perspectiva de la realidad diferente al concepto que ya tenía previo de su infancia, ayudó mucho el salir de su casa hacia la iglesia como manera de liberación de la jaula en donde vivía.

Una nueva sensación del humanismo sería el que lo llevaría a rumbos diferentes y a convertirse en un hombre relativamente libre. El humanismo y la I Guerra Mundial fueron la base de una nueva y liberadora duda sobre las facultades de discernimiento humano, el pensar de las masas y el poder desacreditar toda ideología o comportamiento colectivo con el fin de hallar la paz dentro de la verdad universal.

Cambios y giros significativos dentro de la vida de Erich Fromm

A principios de los años 20, siendo un hombre joven universitario, comienza la pasión por la docencia. Con matrícula en Derecho  en la Universidad de Frankfurt y Sociología en la Universidad de Heidelberg.

Otra pieza clave que le ayudó a desarrollar sus investigaciones a profundidad fue la Psicoanalista Frieda Reichmann con quien no duraría casado por mucho tiempo, sin embargo nace una bellísima historia de amistad.

Es en este momento de su vida que deja de lado su etapa como creyente y se convierte en ateo, influenciado igualmente por el aire político de Berlín en esos años.

Sería el año 1929 cuando empieza a ejercer como psicoanalista para formar a estudiantes que no eran considerados “médicos” para la época. Un año luego, fue Director del Departamento de Psicología del Instituto de Investigación Social, simultáneamente comenzaba los primeros estudios sobre las teorías Marxistas.

Mudanza a otro continente

Luego de tres años desde este ascenso e importante cargo dentro del Instituto, decide irse a vivir a los Estados Unidos debido a una fuerte persecución de parte de Adolf Hitler, cuando este comenzó a ganar más y más popularidad, Erich tuvo que emigrar a América. A su vez, se comenta que tuvo ciertas diferencias con Theodor Adorno, otro docente del mismo instituto en donde Erich fue Director.

Así que en conjunto a varios compañeros del mismo instituto, emprende un rumbo nuevo hacia América, sitio en donde nacerían sus primeras y más significativas obras como psicólogo, basándose siempre en las Teorías y fundamentos de Sigmund Freud.

Se casa nuevamente en el año 1943 con una inmigrante alemana llamada Henny Gurland. El matrimonio de Fromm con Gurland duró tres años, los cuales los vivieron en Cuernavaca México. A los tres años de matrimonio fallece su segunda esposa.

Establecido en México, enseña en la Universidad Autónoma de México como psicoanalista y psicólogo, el mismo lugar se convertiría en su primera casa de la sección de Psicoanálisis creado por él mismo.

Con varios años de experiencia y un exitoso vínculo con la literatura, Fromm vuelve a contraer matrimonio con Annis Glove Freeman, esta unión hizo que Fromm tomara otra decisión crucial para su vida: dejar atrás el marxismo y desligarse por completo del pensamiento socialista.

Viviendo en Washington, se vuelve partidario de los movimientos pacifistas en contra de la Guerra de Vietnam y con una fuerte inspiración luego de haber publicado uno de sus libros más exitosos “El arte de amar”; Fromm tiene una perspectiva mucho más humanista y amorosa de la vida. En donde el hombre es capaz de amar por su condición viviente más no por su deseo de poseer, que a fin de cuentas es ego.

Tuvo una vida llena de éxitos llenos de significados emocionales, incursionó en el mundo de la espiritualidad y en el estudio de la psique humana. A sus 70 y tantos, se muda a Suiza para morir cinco días antes de su cumpleaños número ochenta.

Ideales de Erich Fromm

Fuertemente humanista, Erich tenía la concepción de las consecuencias y actitudes del ser como resultado de una miscelánea social que condicionó su comportamiento. Desde el origen del hombre, según Fromm y el humanismo, se le ha condicionado según los avances y comportamientos de las sociedades a las que pertenece.

Según el Erich, la sociedad es maquiavélica y tiene gran impacto en las decisiones morales que tome el hombre respecto su día a día. Una de las premisas principales para establecer vínculos sociales con terceros, era el amor y respeto espontáneo; la no necesidad de forzar a nadie más a “ser”.

Para recordar

“Si el hombre quiere ser capaz de amar, debe colocarse en su lugar supremo. La máquina económica debe servirlo, en lugar de ser él quien esté a su servicio. Debe capacitarse para compartir la experiencia, el trabajo, en vez de compartir, en el mejor de los casos sus beneficios. La sociedad debe organizarse en tal forma que la naturaleza social y amorosa del hombre no esté separada de su existencia social, sino que se una a ella.” Fragmento de “El Arte de amar”, página 128.

Erich Fromm, pasó por muchas transiciones emocionales y psicológicas a lo largo de su vida, es, uno de los aportes más significativos para el psicoanálisis y para el estudio del alma pura que habita el ser. Atravesando por una etapa de intrínseco Marxismo hasta llegar al desprendimiento total de todo dogma social.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.