Saltar al contenido

Conoce a Howard Gardner y su teoría de inteligencias múltiples

Howard Gardner es un psicólogo del desarrollo muy conocido por su teoría de las inteligencias múltiples. Él asegura que el concepto convencional de inteligencia es demasiado estrecho y  que al medir el coeficiente de inteligencia ciertamente se “pierden otras inteligencias” que un individuo pueda poseer. Su libro escrito en el año 1983 Marcos de la Mente, (Frames of Mind), delineó su teoría y sus ocho principales tipos de inteligencia. La teoría de Gardner tuvo y tiene un impacto particular en el campo de la educación, donde inspiró a maestros y educadores a explorar nuevas formas de enseñanza dirigidas a estas inteligencias diferentes.

Breve reseña biográfica del Dr. Howard Gardner

El doctor Howard Gardner nació el 11 de julio de 1943 en Scranton, Pennsylvania. Sus padres fueron refugiados de la Alemania nazi. Un matrimonio formado por Ralph y Hilde Gardner, que se vieron obligados a abandonar su residencia en Núremberg (Alemania) en el año 1938, por el apogeo del movimiento nazi. Su origen judío marcaría su infancia, como a muchas familias de esa religión, perdería a muchos seres queridos durante el Holocausto. Este hecho, junto con la muerte accidental de su hermano, fueron dos circunstancias personales trágicas que marcaron su vida y que Howard saca a relucir en uno de sus relatos autobiográficos, ya que lo marcaron desde niño.

Siendo niño fue un ávido lector que amaba la música, y luego se convertiría en un talentoso pianista. Y, aunque no continúo su carrera musical de manera oficial, dicha disciplina seguiría siendo una faceta muy importante de su vida. Gardner se describe así mismo como “un niño estudioso que obtuvo mucho placer tocando el piano”. Siendo muy joven se matriculó en Harvard College, descubriendo que le apasionaba aprender. Comenzó a estudiar historia, pero poco a poco se orientó hacia la Psicología Cognitiva del Desarrollo.

Completó su educación postsecundaria en Harvard, obteniendo su título universitario en 1965 y su PhD en 1971. En un primer momento planificó también estudiar derecho, pero leyendo a Jean Piaget se interesó en la psicología del desarrollo, “en el cómo aprendemos”.

De toda esta  experiencia el doctor Gardner dice “Mi mente realmente se abrió cuando fui a la Universidad de Harvard y tuve la oportunidad de estudiar bajo la tutela de individuos como el psicoanalista Erik Erikson, el sociólogo David Riesman y el psicólogo cognitivo Jerome Bruner, que estaban creando conocimiento sobre los seres humanos”.

Estas experiencias lo ayudaron a definir y establecer el curso de la investigación de la naturaleza humana, particularmente “cómo piensan los seres  humanos”, explicaría más tarde. En el año 1971 terminó sus estudios en Psicología del Desarrollo. Después de completar su doctorado, trabajó con el neurólogo Norman Geschwind. Su carrera como investigador y profesor universitario ha sido muy relevante a nivel académico.

En el año 1986, comenzó a enseñar en la Escuela de Educación de Harvard, un puesto que ocupó hasta 1998, cuando ocupó la cátedra de Cognición y Educación John H. & Elisabeth A. Hobbs en la misma universidad. Posteriormente en 1991 fue nombrado profesor adjunto de Psicología, en la misma universidad, cargo que continúa ejerciendo.

Las Inteligencias Múltiples que todos estamos en capacidad de desarrollar

Esta afirmación del doctor Gardner ha contribuido enormemente a la psicología, pero más aún ha tenido relevancia en el campo de la educación, ya que ha revolucionado los modelos educativos en todo el mundo. Esta teoría se puede encontrar en su obra Frames of Mind: The Theory of Multiple intelligence (Marcos de la mente: La Teoría de las Inteligencias Múltiples), publicado en el año 1983, como se mencionó anteriormente.

Este trabajo crítíca el concepto unitario de inteligencia y en su lugar propone que existen diferentes conjuntos interrelacionados que forman la capacidad intelectual de niños y adultos. Por esta razón, Gardner es reaccionario a los métodos basados ??en pruebas que intentan cuantificar la inteligencia sobre la base de un coeficiente, y estudiar esto como una entidad unitaria.

Según su teoría, la inteligencia no es algo que se pueda cuantificar. Por lo tanto, rechaza las pruebas basadas en el coeficiente intelectual (IQ) que sólo evalúa un tipo de inteligencia adaptada a las enseñanzas predominantes en la escuela y no valora el talento en otros campos, como el arte o la música. Por tanto Gardner afirma que hay ocho tipos de inteligencias autónomas o habilidades que se relacionan entre sí. Las personas tienen una serie de habilidades que los hacen destacarse más en un campo u otro, aunque el talento innato no es una garantía de éxito en esa habilidad, es necesario entrenar.

Los 8 tipos de Inteligencia que distingue Howard Gardner

Inteligencia lógico-matemática

Se refiere a la capacidad de conceptualizar símbolos y resolver problemas lógicamente. Es inteligencia racional, matemática o científica y mide la prueba de coeficiente de inteligencia que Gardner crítica por ser incompleta. Este tipo de inteligencia predomina en científicos y matemáticos.

Inteligencia lingüística

Es la capacidad de comprender el significado de las palabras, su orden y para expresarse correctamente o para construir frases, estableciendo un ritmo y una métrica. También se refiere al uso de la retórica o la persuasión. Es el tipo de inteligencia que predomina en escritores o poetas. Tanto la inteligencia lógico-matemática como la lingüística tienen una mayor preeminencia en las enseñanzas reguladas (las que se enseñan en institutos y universidades) que otras habilidades.

Inteligencia musical

La inteligencia musical es la capacidad de marcar y mantener el ritmo o distinguir aspectos como el tono, la intensidad o el timbre. Aquellos que se destacan en esta área, tienen más facilidad para componer una melodía de los sonidos. Es el tipo de inteligencia que predomina en los músicos o directores.

Inteligencia Interpersonal

Enfatiza la empatía con los demás, en la capacidad de distinguir los sentimientos o el estado de ánimo de las personas que nos rodean. Es muy importante practicarla en la profesión del docente.

Inteligencia Espacial

Se refiere a la capacidad de orientarse en el espacio, así como organizarlo y la capacidad de reconocer a los demás, sus caras o distinguir pequeños detalles.

Inteligencia naturalista

Es la habilidad de distinguir los elementos de la naturaleza, el tipo de plantas, los procesos naturales, etc. Este fue el último tipo de inteligencia que Gardner agregó y en la cual las personas se dedicaron a la biología entre otras.

Inteligencia intrapersonal

Es la capacidad de percibir y comprender los propios pensamientos, priorizarlos y guiar el comportamiento de uno en función de esas experiencias o sentimientos. Es habitual encontrarlo en Psicólogos.

Inteligencia cinestésica

Se refiere al uso del cuerpo para resolver problemas o crear con él, por ejemplo a través de la danza. Es la inteligencia de los bailarines o gimnastas.

Todos tenemos las ocho inteligencias que Gardner distingue, aunque por aptitudes biológicas o por factores externos, como los estímulos que recibimos o la experiencia, desarrollamos algunos tipos de inteligencia más que otros. Su conceptualización de la inteligencia como algo más que una cualidad única y solitaria ha abierto las puertas para nuevas investigaciones y diferentes formas de pensar acerca de la inteligencia humana.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.