11 maneras de mantener la cordura cuando estás tratando de perder peso

Antes de ver los 11 mejores consejos para aquellas personas que estáis iniciando una dieta, permitidme poneros un vídeo en el que un chico nos cuenta a qué problema se tiene que enfrentar tras haber perdido 72 kilos.

Ojalá algún día, las personas obesas se encuentren con el problema que nos expone porque bajo mi punto de vista no es tan grave, solo algo meramente físico.

Este chico, tras perder 72 kilos se encontró con que un montón de piel flácida quedó literalmente colgando de su cuerpo. Lo que hace en este vídeo es muy valiente:

A continuación os dejo con los mejores consejos de personas que se han enfrentado a uno de los retos más difíciles, física y emocionalmente, que puede hacer una persona: perder peso.

1) No caigas en la trampa de pensar que los deslices y el fracaso son la misma cosa.

“Lo más importante es no caer en la trampa de “metí la pata, así que ya puedo renunciar a todo este asunto”.

Esas tres galletas probablemente no hicieron demasiado daño. Tienes que seguir comiendo saludablemente en vez de tirar la toalla”.

– Melanie B.

2) Mírate en el espejo y celebra tu progreso.

“He llegado a la conclusión de que debido a que te ves todos los días, es difícil darse cuenta de lo lejos que has llegado. Cuando me siento así, pongo una foto de antes de empezar la dieta y un después de empezarla, el clásico “antes y después“. De esta manera te recuerdas cómo te veías y cómo te ves ahora mismo.”

– Cheri H.

3) Recuerda que estás haciendo esto no solo por el resultado sino por también por el viaje.

“Yo, como muchos, creo que si yo como algo “equivocado” o tengo un mal día, semana, etc., mi objetivo ya no es alcanzable y he demostrado que soy un fracaso… Además, cuando estoy trabajando de forma coherente y como correctamente y ese esfuerzo no se ve reflejado en la báscula, puede ser algo muy desalentador. La mejor manera de conquistar esos dos sentimientos es recordar que estás haciendo esto no solo por el resultado final, sino también para disfrutar del proceso que te lleva hasta tu objetivo.”

– Lauren L.

4) Darse cuenta de que la felicidad no está determinada por el número que aparece en la báscula.

“Terminé pesando dos kilos más que el objetivo que me había propuesto. Sin embargo me di cuenta de que yo era más feliz con esos 2 kilos de más. Esos 2 kilos eran producto de comer un helado de vez en cuando o de beber unas copas con los amigos. Yo todavía como saludablemente, pero estoy feliz con esos dos kilos de más.”

– Annie M.

5) Cambia la forma en la que te hablas a ti misma/o.

“He tenido que reinventar la manera en que me hablo a mí misma. Yo tenía que mirarme en el espejo y sonreír cuando veía los cambios en mi cara, en lugar de buscar los defectos.”

– Kathleen C.

6) Darse cuenta de que los reveses son básicamente parte del plan.

“Al principio, te vendrás abajo con los reveses en tu dieta. Te sentirás derrotada/o y que nada tiene sentido. Pero después de unos pocos (docena) de reveses, comenzarás a darte cuenta de que eso es parte del proceso. Cada dieta no funciona igual para todos. Recuerda que tropezar no es fallar”.

– Anónimo

7) No te prives.

“A veces pienso que un pedazo de pastel, una pasta o una cerveza puede acabar con todo. La verdad es que todavía puedo disfrutar de este tipo de cosas con moderación. Mi vida no saludable estaba llena de estas cosas todo el día durante todos los días. Tengo que recordarme a mí misma que mi vida sana no incluye estas cosas todos los días, solo de vez en cuando”.

– Kortni M.

8) Establecer objetivos múltiples, incluyendo algunos que no tienen nada que ver con la pérdida de peso.

“… Establecí un objetivo con un peso final para mí, pero también tenía otros objetivos a largo plazo, metas a corto plazo, metas de pérdida de peso y objetivos de fitness.

Es bueno tener muchos objetivos ya que si no alcanzas uno de ellos, todavía te sentirás bien acerca de los otros que has conseguido. Por ejemplo, mi objetivo era correr una media maratón el día de Pascua, y yo también quería tener mi peso ideal para el Memorial Day. Corrí la media maratón, pero no alcancé mi peso ideal antes del Memorial Day, pero no me importó demasiado porque yo era capaz de disfrutar de mi otro logro.”

– Deirdre R.

9) Que no te intimiden los cuerpos perfectos del gimnasio. La gente está demasiado ocupada en sus propias cosas y no se fija en los demás.

“Mucha gente piensa que las personas que están en el gimnasio son idiotas petulantes que te mirarán fijamente y se burlarán de ti. Yo estaba segura de que todo el mundo se preguntaba qué estaba haciendo esa chica gorda en el gimnasio. Pero entonces, cuando empecé a hablar con la gente, me enteré más bien que estaban tan absortos en su propio entrenamiento de fitness que no habían pensado nada de mí en absoluto.

Resultó que un par de personas que había por allí, y que después se convirtieron en mis amigos”, también habían tenido problemas de sobrepeso (y ahora tenían un aspecto formidable)”.

– Enid B.

10) No tengas miedo de hacer amigos para compartir tu experiencia y dar consejos.

“Otra cosa que he aprendido es que no hay que tener miedo de preguntar. No sabía nada de nadar o andar en bicicleta, pero recluté amigos míos que eran más fuertes en esas actividades. También consulté a personas que sabía que habían tenido éxito con sus dietas.”

– Christina M.

11) Relativiza todo esto.

“Tu cuerpo es el hogar de tu alma. Tu alma es lo que eres, tu cuerpo es solo el recipiente a través del cual viaja”.

– Shelby L.


Un comentario

  1.   Cristian dijo

    Me gustaron muchos los consejos!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.