Categorías: Adicciones

Vamos hacer una diferenciación entre los síntomas que se producen debido al abuso de drogas y los síntomas debidos a una adicción a las drogas:

Los signos y síntomas del abuso de drogas:

1) La persona descuida sus responsabilidades en la escuela, el trabajo o el hogar a causa del consumo de drogas.

2) La persona consume drogas en situaciones de alto riesgo tales como conducir bajo los efectos de alguna droga o tener relaciones sexuales sin protección.

3) La persona consumidora de drogas comienza a tener problemas legales tales como arrestos por desorden público, conducir bajo la influencia de alguna droga o detenciones por robar para conseguir dinero para pagar la droga.

4) La persona empieza a tener problemas en sus relaciones como por ejemplo peleas con su pareja o miembros de la familia, o la pérdida de viejos amigos.

Los signos y síntomas de la adicción a las drogas

1) La persona ya ha construido una tolerancia a las drogas. Necesita más cantidad de droga para experimentar los mismos efectos que tenía cuando consumía menos cantidad.

2) La persona toma medicamentos para evitar o aliviar los síntomas de abstinencia. Si lleva demasiado tiempo sin consumir experimenta síntomas tales como náuseas, inquietud, insomnio, depresión, sudoración, temblores y ansiedad.

3) La persona ha perdido el control sobre su consumo de drogas. A menudo se droga más de lo planeado, a pesar de que dijo que no lo haría. Es posible que desee dejar de consumir, pero se siente impotente.

4) Su vida gira en torno al uso de drogas. Pasa mucho tiempo pensando en su consumo y en la manera de abastecerse y recuperarse de los efectos de la droga.

5) Ha abandonado actividades que antes disfrutaba como pasatiempos, deportes y socializar.

6) Continúa usando drogas a pesar de saber que le están haciendo daño. Está causando grandes problemas en su vida: cambios de humor, depresión, paranoia,… A pesar de todo, sigue consumiendo.

Los signos físicos de advertencia del abuso de drogas:

1) Ojos inyectados de sangre y las pupilas más grandes o más pequeñas de lo normal.

2) Cambios en los patrones de apetito o sueño. Pérdida repentina de peso o aumento de peso.

3) El deterioro de la apariencia física y de hábitos de aseo personal.

4) Olores extraños en el aliento, el cuerpo o la ropa.

5) Temblores, dificultad para hablar o problemas de coordinación.

Categorías: Psicología

Seguro que conoces trastornos como la depresión, déficit de atención, anorexia, bulimia, insomnio, migraña, autismo, estrés, hiperactividad… Todos son males neurofísicos que hoy tienen solución.

Todo se inició cuando Swami Rama pidió a su maestro de yoga que demostrarse, a la cultura occidental y a los científicos, los logros prácticos de su milenaria sabiduría. Un doctor de la Universidad de Los Ángeles lo conectó a una serie de aparatos encargados de registrar sus ondas cerebrales.

Experimentos como este hicieron que los investigadores se planteasen la siguiente hipótesis: ¿podría esta asombrosa capacidad de autocontrol que durante siglos han demostrado los yoguis extenderse a cualquiera que se le entrenase adecuadamente?

Así nació el Biofeedback, un procedimiento mediante el cual una persona puede a aprender a controlar conscientemente funciones neurovegetativas que hasta ahora eran consideradas involuntarias: las ondas cerebrales, el ritmo cardiaco, relajación muscular, la presión sanguínea o la temperatura corporal.

Posteriormente en los años 60 investigadores en diversas universidades como el dorctor Kamiya en Chicago, el Dr. Joel Lubar de Teenessee y el Dr. Barry Steman de Los Ángeles en sus laboratorios comprobaron que el hombre puede aprender a dirigir conscientemente sus procesos internos más profundos y a su vez sugirieron:

“El ser humano es la computadora más perfecta que existe. Solo podemos aprender si tenemos consciencia de lo que hacemos y cómo lo hacemos.”

A través del Biofeedback se puede ver cómo funciona el organismo humano. Es como un espejo que le brinda al paciente la información inmediata sobre condiciones fisiológicas como la respiración, tensión y ritmo cardiaco. Podemos ver la capacidad del organismo y comprender, aprender y conseguir modificar los comportamientos de su salud y así poder corregirlos.

La aparición del Neurofeedback.

El Neurofeedback se refiere al registro de la actividad de las ondas cerebrales a través de la tecnología. Mientras se practican ejercicios mentales en un ordenador, la tecnología de Neurofeedback observa y ve cómo se modifican frecuencias disfuncionales del cerebro.

Cuando hay alguna alteración, disfunción o desorganización de las ondas cerebrales puede haber problemas como falta de atención o ansiedad, dependiendo de cuál sea la onda. De lo que se trata con este entrenamiento es que el paciente aprenda a controlar su actividad cerebral a través de juegos. Se trata también de que el paciente tome mucha conciencia de su actividad cerebral para lograr estados positivos intencionalmente.

La aplicación de Neurofeedback y Biofeedback puede ser simultánea. Esta técnica se ha aplicado hace más de 30 años en todo el mundo y se ha ido perfeccionando hasta llegar a tener resultados clínicos satisfactorios con niños y adultos en trastornos de ansiedad, insomnio, migrañas, trastornos de conducta como hiperactividad, déficit de atención, trastorno bipolar; trastornos de alimentación como anorexia y bulimia; epilepsia; depresión; autismo; estrés; adicciones; apoyo a músicos, deportistas, ejecutivos de empresas y personas que requieren una mayor concentración de alto rendimiento.

Mediante esta tecnología, se realiza una corrección o estandarización de las propias ondas cerebrales por medio de la repetición de los ejercicios indicados.

Muchas enfermedades se deben a que las ondas cerebrales no se están produciendo en la frecuencia con la que deberían. Entonces hay que reorganizalas. El cerebro realiza una gimnasia en cada sesión hasta que aprenda a funcionar de una forma correcta. Por lo general, el paciente debe asistir a unas 40 sesiones para ver verdaderos resultados.

¿Cómo se reorganizan las ondas cerebrales?

Esto se lleva a cabo mediante la colocación de electrodos en puntos específicos de la cabeza que están conectados a un ordenador que registra la actividad cerebral. El paciente observa un monitor que le provee una retroalimentación auditiva y visual, ayudando a la estabilización de su organismo.

Hasta el momento esta terapia no ha mostrado efectos negativos. Al contrario, Neurofeedback es recomendada como una alternativa no invasina y complementaria con los tratamientos farmacológicos y otras terapias.

Resulta difícil prever la basta amplitud de sus aplicaciones actuales ya que esta técnica se está perfeccionando constantemente en todo el mundo. Clínicas y hospitales han comenzado a instalar el entrenamiento con Biofedback y Neurofeedback, el cual proporciona:

1) Un mayor autodominio.

2) Mayor resistencia a la enfermedad.

3) Un sueño más reparador.

4) Incremento de la memoria.

5) Aumento de la creatividad.

6) Puede acelerar los procesos de aprendizaje.

Esta tecnología se usa en la NASA y otras instituciones respetables en diferentes países. Es parte de sus estándares en sus diferentes ramas.

Categorías: Psicología

Un estudio realizado por una universidad danesa ha demostrado que la terapia psicoanalítica moderna es eficaz en los pacientes con trastornos graves de la personalidad. El estudio muestra una clara tendencia: a una gran mayoría de los pacientes les va mejor después de una terapia de 2 años de duración.

Durante 7 años, Carsten Jørgensen René, del Departamento de Psicología y Ciencias del Comportamiento de la Universidad de Aarhus, ha estudiado en qué medida la psicoterapia psicoanalítica moderna puede ayudar a los daneses que sufren un trastorno límite de la personalidad severo.

“Se trata de una población de pacientes que no están acostumbrados a recibir tratamiento porque son grupos difíciles. En estos casos se hace más interesante ver los efectos de un tratamiento más intensivo”, dice Carsten Jørgensen René.

El estudio compara dos formas de tratamiento:

1) Un tratamiento de terapia de grupo cada dos semanas.

2) Un tratamiento más intensivo con sesiones semanales que incluían tanto terapia de grupo como terapia individual.

Ambas formas de tratamiento se basan en los principios modernos de las terapias psicoanalíticas.

Para sorpresa de los investigadores, ambos tratamientos probaron ser altamente efectivos. Sin embargo, una característica distintiva del tratamiento intensivo fue que los pacientes de este grupo alcanzaron un nivel funcional más alto, lo que probablemente indica que son más propensos a hacerse un hueco en el mercado laboral.

El trastorno límite de la personalidad se encuentra entre los trastornos de la personalidad más graves ya que los pacientes tienen graves dificultades para manejar las relaciones interpersonales y con frecuencia experimentan fluctuaciones pronunciadas en sus emociones. Los pacientes también tienen un alto riesgo de autolesionarse llegando incluso al suicidio.

“Se trata de personas que sufren mucho. Sin embargo, este tratamiento les ayuda a sentirse mejor, ver sus fortalezas y debilidades más claramente, y ser mejores en el manejo de las relaciones”, explica Carsten Jørgensen René.

Tratamiento beneficioso también para las arcas públicas.

Los resultados de la investigación indican que la psicoterapia psicoanalítica moderna puede ser parte de la solución para que algunos de estos pacientes se integren en el mercado laboral y sean más autosuficientes. Desde un punto de vista económico, por tanto, este tratamiento puede ser beneficioso tanto para el Estado como para los pacientes.

Carsten Jørgensen René explica que, aunque el tratamiento en sí requiere gran cantidad de recursos, los estudios han demostrado que los ahorros socioeconómicos son mayores debido a que el costo de las visitas a salas de urgencias, hospitalizaciones y otras formas de tratamiento se reducen.

Los datos del estudio.

1) El estudio se inició en el 2005. 85 pacientes iniciaron el tratamiento de los cuales 63 personas completaron los 2 años que dura el mismo. La edad media de los pacientes era inferior a los 30 años. Todos los pacientes residen en la región central Dinamarca pero los resultados del estudio se pueden aplicar fácilmente en otras partes del país.

2) Se estima que el 10% de la población adulta danesa sufre algún tipo de trastorno de la personalidad, de los cuales entre 1-2% cumplen los criterios para ser diagnosticados con un trastorno límite de la personalidad grave.

3) El tratamiento presumiblemente requiere que se lleve a cabo por terapeutas entrenados y experimentados, y que se lleve a cabo en una clínica bien organizada.

Fuente

Categorías: Salud

Antes de pasar a argumentarte porqué hacer ejercicio es bueno para tu cerebro, déjame ponerte este vídeo que consiste en una rutina de ejercicios para tonificar el cuerpo que puedes hacer cómodamente desde tu casa.

Esta rutina dura solo 20 minutos y la puedes hacer en cualquier lugar de tu casa. Con que hagas esta rutina un día sí y otro no ya podrás notar los beneficios del ejercicio tanto en tu cuerpo como en tu mente:

[mashshare]

La conclusión de este estudio científico es el siguiente: las personas mayores que practican ejercicio fortalecen su cerebro ante el deterioro natural que se da en estas edades.

Los investigadores encontraron que las personas mayores de 70 años que practicaron ejercicio regularmente durante 3 años mostraban una menor contracción del cerebro que aquellas personas que no realizaban ningún tipo de ejercicio.

Una mayor contracción del cerebro está relacionada con problemas de memoria y pensamiento. Los investigadores dicen que sus hallazgos sugieren que el ejercicio es potencialmente una vía importante para mantener un cerebro sano, tanto en términos de tamaño como en reducción de daños.

Los investigadores también examinaron la materia blanca del cerebro (el cableado que transmite mensajes alrededor del cerebro). Encontraron que las personas mayores de 70 años que eran más activos físicamente tenían menos “dañadas” las áreas visibles en la sustancia blanca que los que hicieron poco de ejercicio.

Además, los investigadores de la Universidad de Edimburgo descubrieron que los mayores de 70 años que hacían ejercicio de manera regular tenían más materia gris (partes del cerebro con cuerpos de las células nerviosas).

Fuente

Categorías: Mindfulness

Los beneficios que produce el Mindfulness han sido probados a lo largo de numerosos estudios científicos e incluso se utiliza como complemento en el tratamiento de personas con cáncer.

Sin embargo, es necesario que empieces a practicar Mindfulness por el mero hecho de disfrutar del ser plenamente consciente de todo lo que rodea. Los beneficios para tu salud vendrán por añadidura.

En el Mindfulness conectamos nuestros 5 sentidos con aquello que estamos realizando en el momento presente, disfrutando de ello y fomentando la curiosidad y creatividad en la actividad. De esta manera, descubrimos el asombroso poder de la mente humana. Si estás demasiado ocupado por obtener los beneficios que aporta el Mindfulness, la meditación se prostituye y se pone al servicio de un objetivo que no es intrínseco al Mindfulness.

El objetivo del Mindfulness es disfrutar del proceso de consolidación de la atención plena. Es algo así como decir que la felicidad no se encuentra al final del camino sino en su recorrido para llegar a ella. Los beneficios que se obtienen con la práctica del Mindfulness tales como un estado de total relajación, una mejor salud mental y emocional, y una mejor relación consigo mismo y con los demás, son solo los extras agregados a lo largo de este camino.

Permíteme un inciso para contarte un historia que esconde una moraleja muy apropiada para comprender la práctica del Mindfulness:

Un estudiante de artes marciales fue a su maestro y le dijo muy serio:

“Estoy dispuesto a estudiar su sistema marcial. ¿Cuánto tiempo me llevará dominarlo?”

La respuesta del profesor fue: “10 años”

Impaciente, el estudiante respondió: “Pero yo no quiero esperar 10 años. Voy a trabajar muy
duro. Voy a practicar 10 o más horas diarias si es necesario. ¿Cuánto tiempo me llevará dominar su técnica si aplico esta disciplina diaria?”

El profesor pensó por un momento y respondió: “20 años”.

¿Qué significa esta historia para ti? Para mi demuestra que el trabajo duro y el logro de un objetivo no
necesariamente van de la mano. A veces, especialmente para entrenar la atención, se necesita dejar simplemente que las cosas se desarrollen en su propio tiempo. Si estás ansioso, sólo bloquearás tu aprendizaje.

No obstante, en este artículo vamos a analizar algunos de los beneficios que te puede aportar el Mindfulness si lo practicas con disciplina en tu vida diaria. Empecemos.

Beneficios del Mindfulness

1) El Mindfulness relaja el cuerpo.

El cuerpo y la mente son casi una sola entidad. Si tu mente está tensa, con pensamientos ansiosos, automáticos y negativos, tu cuerpo comenzará a enfermar.

Esta conexión entre cuerpo y mente ha sido ampliamente demostrada.

El objetivo del Mindfulness no es estar más relajado. Tratar de relajarse crea más tensión. El Mindfulness es mucho más profundo que eso. El Mindfulness trata de tomar conciencia del momento y aceptar una determinada experiencia. Así que si tu estás tenso, el objetivo del Mindfulness será llegar a ser plenamente consciente de dicha tensión. ¿Qué parte de tu cuerpo se siente tensa? ¿Cuál es tu reacción a la tensión, tus pensamientos?

El Mindfulness trata de unir la curiosidad a tu experiencia. Una vez hecho esto puedes comenzar a respirar profundamente intentando sentir bondad por la experiencia. Esto conlleva finalmente a un estado de relajación.

2) Otro de los beneficios añadidos al Mindfulness es la reducción del dolor.

Sorprendentemente, se ha demostrado científicamente que la práctica del Mindfulness reduce el nivel de dolor.

Hay personas que no pueden encontrar nada que les ayude a gestionar y hacer frente a su dolor. El Mindfulness es un excelente método que les puede ayudar en este sentido.

Cuando se experimenta dolor, los músculos se tensan alrededor de la región dolorida y la persona puede tratar de pensar en otras cosas para distraerse del dolor.

Otras personas optan por enfadarse. Esto crea una mayor tensión, no solo en la región dolorosa sino también en otras áreas del cuerpo. La persona entra en una constante lucha con su cuerpo y como consecuencia de ello su energía se reduce notablemente.

Otras personas, reaccionan ante el dolor con resignación. El dolor se apodera de ellas y se sienten impotentes.

El Mindfulness tiene un enfoque radicalmente diferente. Mediante el Mindfulness, la persona se centra en prestar atención a la sensación de dolor, en la medida que se pueda. Por ejemplo, si
la rodilla te está doliendo, en lugar de evadir tu atención del foco del dolor o de reaccionar de cualquier otra manera, te centras en el área del dolor físico con una conciencia plena.

Vas a intentar atraer lo mejor que puedas, actitudes como la bondad, la curiosidad y el reconocimiento
hacia el área de dolor. Esto no es fácil, pero se puede
mejorar con la práctica. A continuación, puedes considerar la diferencia entre la
sensación del dolor físico en sí y el dolor psicológico.
El dolor físico es la sensación real de dolor en el cuerpo, mientras que el dolor psicológico es el estrés, la ansiedad y la frustración
generada.

A través del Mindfulness, se comienza a dejar de lado el dolor psicológico para conseguir que únicamente quede el dolor físico. Cuando el dolor psicológico comienza a
disolverse, la tensión muscular asociada al dolor físico comienza a relajarse y la percepción del dolor comienza a atenuarse.

3) Otro de los beneficios del Mindfulness es la relajación mental.

Así como el objetivo del Mindfulness no es relajar el cuerpo, aunque esto a veces sucede, el objetivo del Mindfulness tampoco es calmar la mente, aunque esto a veces
sucede también.

Tu mente es como el océano, ocasionalmente salvaje y en calma en otras ocasiones. A veces, tu mente se va de un pensamiento a otro sin detenerse. En otras ocasiones, los pensamientos vienen más lentamente y tienen más espacio entre ellos.

El Mindfulness no trata tanto de cambiar la velocidad de tus pensamientos sino de darse cuenta de los pensamientos que surgen en primer lugar. Al recular sobre tus pensamientos, puedes flotar sobre las olas. Las olas sigue ahí pero tienes más posibilidades de ver el espectáculo en vez de sentirte controlado por tus propios pensamientos.

4) Otro de los beneficios del Mindfulness es que te ayuda a tomar buenas decisiones.

Durante el día tomamos decenas de deciones, muchas de ellas de manera inconsciente. El Mindfulness intenta que tu mente sea consciente de todas las decisiones que tomas. Esto naturalmente implica que las decisiones malas se van a reducir drásticamente. Por ejemplo, en ese estado de relajación mental que aporta el Mindfulness comienzas a valorar el fumarte un cigarro o no. Piensas que va a ser malo para tu salud y para tu libertad personal. Bajo este estado mental de relajación y pensando de una manera racional, decides tranquilamente posponerlo.

También, la conciencia de tu cuerpo puede ayudarte a tomar mejores decisiones. Existen investigaciones que demuestran que en el intestino tenemos una masa de nervios que es como un segundo cerebro. Esto se traduce en que nuestro estómago puede ser una buena fuente de intuición a la hora de tomar decisiones. Por ejemplo, Michael Eisner, CEO de Walt Disney hasta el año 2005, dice que su cuerpo reacciona cuando escucha una buena idea. A veces la siente en el estómago, a veces en la garganta o en la piel.

Tu mente inconsciente tiene mucha más información que tu mente consciente. Al tomar decisiones sólo sobre la base de la conciencia y el pensamiento lógico se pierde la gran capacidad del cerebro subconsciente. El Mindfulness puede ayudarte a profundizar en tu nivel de conciencia y comenzar a aprovechar tu lado intuitivo, subconsciente.

Categorías: Mindfulness

El concepto de Mindfulness engloba 3 partes:

* Conciencia: es la dimensión del ser humano que le hace ser consciente de sus experiencias. Sin la consciencia, nada existiría para el ser humano.

* Atención. La atención es la conciencia enfocada a algo. Si entrenas tu atención mejorarás en tu capacidad para realizar eficazmente actividades sin ningún tipo de distracción.

* Recordar. El Mindfulness trata de recordarte que tienes que prestar tu atención plena a la experiencia del momento. Intentar ser plenamente consciente de todo lo que haces en cualquier momento del día es algo difícil. Tu cerebro tiende a olvidar esta necesidad de ser consciente.

Supongamos que deseas practicar el Mindfulness o atención plena para ayudarte a lidiar con el estrés. Mientras estás trabajando piensas en la próxima tarea importante que tienes que realizar y comienzas a sentirte estresado. Al tomar conciencia de este estrés, recuerdas que debes centrar tu atención consciente a tu propia respiración en vez de preocuparte constantemente por la actividad que vas a realizar.

Al respirar profundamente comienzas a notar una sensación de bienestar que te ayuda a calmarte. Consulte el Capítulo X para más información sobre la respiración consciente.

La atención plena debe ser cultivada en el momento presente, sin emitir juicios y debe aportar una serie de valores positivos. Esto quiere decir que podemos desglosar aún más el concepto de Mindfulness:

* Prestar atención en el momento presente. La realidad se encuentra en el aquí y ahora. Solo tienes que estar al tanto de sentir las cosas tal y como lo son ahora.

* Sin emitir juicios. Normalmente, cuando notas algo, automáticamente reaccionas a la experiencia de acuerdo con tu condicionamiento pasado. El Mindfulness busca una reacción aséptica, sentir la experiencia tal y como es sin entrar a valorarla.

* Aportar valores positivos. La atención plena debe aportar valores como la bondad,
la compasión y la amabilidad. En el capítulo 4 veremos más información sobre cómo cultivar valores mediante la práctica de la atención plena.

La meditación Mindfulness puede estar dirigida a:

1) Tu respiración.

2) A cualquiera de tus 5 sentidos.

3) A tu cuerpo.

4) A tus pensamientos o emociones.

5) A una actividad que vayas a realizar.

2 maneras de practicar el Mindfulness.

1) De una manera formal.

Practicar el Mindfulness de una manera formal quiere decir que vamos a reservar un momento del día para dedicarnos en exclusiva a realizar una sesión de meditación Mindfulness. Mediante esta sesión entrenaremos nuestra atención y aprenderemos a lidiar con los pensamientos intrusivos. Fomentaremos un sentido de bondad y curiosidad hacia todo aquello que nos rodea. En un próximo post hablaré más detenidamente acerca de la meditación formal.

2) De una manera informal.

Esto se refiere a intentar instaurar un determinado estado de ánimo que incluye un alto grado de concentración en cualquiera de tus actividades diarias como pueden ser cocinar, limpiar la casa, caminar hacia tu lugar de trabajo, hablar con un amigo, conducir, etc.

De esta manera profundizamos en nuestra capacidad de ser conscientes y entrenamos nuestra mente para que permanezca en el momento presente en lugar de dirigirla hacia el pasado o el futuro. En un próximo post hablaré más detenidamente acerca de esta manera informal de practicar el Mindfulness.

La ayuda que aporta el Mindfulness en tu vida diaria.

Perdemos mucho tiempo pensando en cosas que no aportan nada en nuestra vida.

Este tipo de pensamientos diarios se entrometen en nuestra mente mientras realizamos nuestras actividades diarias. Esto quiere decir que, por ejemplo, si decidimos salir a dar un paseo para relajarnos, puede que nuestra mente se ponga a pensar en qué vamos hacer mañana en nuestro puesto de trabajo. Nosotros, por tanto, no estaríamos viviendo el momento presente y encima estaríamos fomentando nuestro estrés, ansiedad o depresión a causa de este pensamiento.

El Mindfulness no se centra en la resolución de problemas.

El Mindfulness hace hincapié, en primer lugar, en la aceptación del problema. Posteriormente, la resolución del problema puede venir o puede no venir. Por ejemplo, si tu sufres un trastorno de ansiedad, el Mindfulness te muestra cómo aceptar ese sentimiento de ansiedad en lugar de negarlo o luchar contra ese sentimiento. Con este nuevo enfoque del problema, el cambio o su resolución suele producirse de manera natural.

El Mindfulness dice que si aceptas el problema, éste se transforma. La aceptación significa reconocer tu experiencia presente, pero esto no significa renunciar a su solución o darse por vencido.