Psicosis: qué es y cómo afecta

sufrir alucionaciones en psicosis

Quizá cuando escuchas la palabra “Psicosis” si te gusta mucho el cine te recordará a una película de 1960, pero en realidad “psicosis” hace referencia a una enfermedad mental que puede poner en peligro a quien la padece como a las personas que están alrededor de ella.

Una persona con psicosis pierde el contacto con la realidad y ve, oye y cree cosas que no son reales, pareciendo delirios (pensamientos contrarios a la evidencia real). Las personas con delirios suelen aferrarse a creencias falsas o extrañas e incluso, pueden tener alucinaciones que para ellos, son absolutamente reales.

Qué es

La psicosis no es una enfermedad mental en sí misma, si no que es un síntoma de enfermedad mental. Una enfermedad mental, una enfermedad física o el abuso de sustancias, estrés extremo o traumas pueden causar la psicosis en una persona.

Existen trastornos psicóticos como la esquizofrenia que son enfermedades mentales que involucran psicosis entre sus síntomas. Que puede ocurrir en la adolescencia o en la adultez temprana. Antes de experimentar un episodio de psicosis se pueden tener cambios sutiles en el comportamiento que se conocen como período prodrómico que pueden durar días, semanas, meses e incluso años.

psicosis como sintoma

Por lo tanto, la psicosis es una relación distorsionada con la realidad y es un síntoma de otro trastorno mental más grave. Las alucinaciones son experiencias sensoriales que ocurren dentro de la ausencia de un estímulo real. Por ejemplo, una persona con una alucinación auditiva puede escuchar a su padre gritándole aunque no esté esa persona presente, o quizá ve a una persona u otros objetos delante suyo cuando en realidad no están.

Las experiencias psicóticas pueden ser absolutamente aterradoras tanto para las personas que las experimentan como para quienes están a su alrededor, y como hemos comentado más arriba, también pueden ser peligrosas. Si crees que tú o una persona cercana tuya está experimentando este síntoma de trastorno, entonces será necesario acudir al médico lo antes posible.

Señales

Es importante para saber si se padece psicosis o no, es saber cuáles son las señales de que se padece éste síntoma. De esta manera podrás evaluar si te está ocurriendo o si le está pasando a alguna persona cercana a ti y buscar la ayuda profesional necesaria lo antes posible.

Señales más característicos de la psicosis:

  • Dificultad de concentración
  • Estado de ánimo deprimido
  • Dormir mucho o no dormir apenas
  • Ansiedad
  • Aislamiento de familiares y amigos
  • Alucinaciones
  • Alucinaciones auditivas
  • Habla desorganizada
  • Cambio de temas sin sentido
  • Depresión
  • Pensamientos o acciones suicidas

chica con psicosis preocupada

Prevención del suicidio

Si crees que tú u otra persona está en riesgo de autolesiones o de hacer daño a otra persona será necesario seguir los siguientes pasos:

  • Llama a la policía o al número de emergencia de tu localidad.
  • Quédate con la persona hasta que llegue la ayuda.
  • Retira cualquier arma, cuchillo, medicamento u otros objetos peligrosos que podrían causar daño de la persona que está teniendo la psicosis.
  • Escucha pero no juzgues, ni discutas, ni amenaces ni grites a la persona que tienes delante y que está padeciendo el episodio de psicosis.

Si tú o alguien que conoces está considerando el suicidio puedes encontrar anda a través del teléfono de prevención del suicidio que puedes utilizar. En España el teléfono es el siguiente (gratuito y confidencial): 717 003 717.

Causas y factores de riesgo

Ni los médicos saben exactamente que puede causar la psicosis pero existen muchas teorías que pueden ayudar a entender mejor esto. Las personas que tienen una vulnerabilidad biológica al desarrollo de la psicosis, pueden tener una vida totalmente normal y que se desencadene por dormir poco, tomar medicamentos o por el abuso de drogas.

Las circunstancias traumáticas como la muerte de un ser querido o una experiencia desagradable también pueden desencadenar psicosis en las personas que tienen vulnerabilidad biológica a desarrollarlo. Otras causas pueden ser también las lesiones cerebrales, tumores en el cerebro, accidentes cerebrovasculares, y algunas enfermedades como el Parkinson, la enfermedad de Huntington o el Alzheimer.  Como hemos comentado más arriba, también puede ser un síntoma de una enfermedad mental como la esquizofrenia o el trastorno bipolar.

Cada caso de psicosis es diferente y por eso la causa no siempre será clara ni la misma. No se puede saber con precisión quien puede desarrollar psicosis y quien no… pero se sabe que la genética tiene un papel muy importante en todo esto. Las personas tienen más probabilidades de desarrollar un trastorno psicótico si tienen un familiar cercano, como un padre o un hermano que tienen un trastorno psicótico, por lo que estas personas deberán estar aún más atentos/as a las señales y buscar ayuda en cuanto la necesiten.

sufrir un episodio de psicosis

Diagnóstico y tratamiento

En cuanto al diagnóstico, puede ser un, médico, un psicólogo, un psiquiatra o un trabajador social quien se dé cuenta de que puede tratarse de psicosis. Los médicos diagnostican enfermedades mentales después de descartar otras cosas que podrían estar causando síntomas psicóticos.

La psicosis se diagnostica a través de una evaluación psiquiátrica. El médico observará el comportamiento de la persona y le hará preguntas sobre lo que está experimentando. También puede hacerle pruebas médicas para saber si es causado por una enfermedad subyacente.

El tratamiento en estos casos

El tratamiento de la psicosis puede implicar una combinación de medicación y terapia. La mayoría de las personas experimentarán mejoría de los síntomas cuando sigan el tratamiento. Es muy importante recibir tratamiento lo antes posible, en cuanto se tenga el primer episodio de psicosis. Así se podrá evitar que los síntomas afecten a las relaciones, el trabajo o cualquier otra área de la vida de la persona afectada.

A veces, las personas que experimentan psicosis se pueden agitar y correr el riesgo de lastimarse a sí mismas o a otras personas. En estos casos, puede ser necesario calmarlos rápidamente. Este método se llama tranquilización rápida. Un médico puede administrar una medicación para tranquilizar rápidamente a la persona.

También es probable el uso de medicamentos llamado antipsicóticos para reducir las alucinaciones y los delirios y ayudan a las personas a pensar con mayor claridad. El tipo de antipsicótico que se prescribe dependerá de los síntomas.

La terapia cognitiva conductual es eficaz para ayudar a las personas a realizar cambios permanentes y controlar mejor lo que les ocurre. A menudo es más útil para los síntomas psicóticos que no se resuelven completamente con los medicamentos.

El tratamiento de la psicosis puede implicar una combinación de medicamentos y terapia. La mayoría de las personas experimentarán una mejoría en sus síntomas con el tratamiento.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.