Qué es la psicología infantil

Los niños son un ámbito desconocido para muchos, pero en realidad solo hay que entender su psique para poder comprender su mundo. Al igual que ocurre con la psicología infanto-juvenil o de adultos, la psicología infantil nos proporciona las herramientas necesarias para entender los procesos mentales y el desarrollo de los niños.

La psicología infantil es el estudio del desarrollo infantil, de los procesos psicológicos de los niños y específicamente, de cómo estos procesos difieren del de los adultos. También se estudia el desarrollo desde el nacimiento hasta el final de la adolescencia y cómo y por qué difieren de un niño. Estaríamos hablando también de la psicología del desarrollo.

Es una disciplina científica relativamente joven

Como disciplina científica con una sólida base empírica, el estudio del niño es de origen comparativamente reciente. Fue iniciado en 1840, cuando Charles Darwin comenzó un registro del crecimiento y desarrollo de uno de sus propios hijos, recopilando los datos como si hubiera estado estudiando una especie desconocida.

Un estudio similar y más elaborado fue publicado por el psicofisiólogico alemán William Preter en el cual presentó métodos para comprender el desarrollo. En 1891 el psicólogo educativo estadounidense G. Stanley Hall realizó un Seminario Pedagógico, que era un periódico dedicado a la psicología y la pedagogía infantil. Fue a principios del siglo XX cuando se comenzaron a realizar pruebas de inteligencia y el establecimiento de clínicas de orientación infantil y fue cuando se empezó a definir con más acierto el campo de la psicología infantil.

Psicólogos del siglo XX contribuyeron a su aparición

Fueron varios psicólogos notables del siglo XX quienes comienzan a defender el desarrollo infantil desde el punto de vista psicoanalítico. Algunos de estos psicólogos fueron Sigmund Freud, Melanie Klein o Anna Freud. La mayor influencia directa en la psicología infantil moderna fue Jean Piaget de Suiza. Mediante la observación directa y la interacción, Piaget desarrolló una teoría de la adquisición de la comprensión en los niños. Describió las diversas etapas del aprendizaje en la infancia y caracterizó las percepciones de los niños de sí mismos y del mundo en cada etapa del aprendizaje.

Los datos en los comienzos de la psicología infantil se comienzan a recopilar a través de muchas fuentes como por ejemplo: las observaciones de parientes, maestros, adultos, padres, observación y entrevistas con un niño o varios niños, etc. En algunos casos se utilizaba una ventana o espejo de una sola dirección para que los niños pudieran interactuar libremente con el entorno u otros sin saber que estaban siendo observados. Las pruebas de personalidad, las pruebas de inteligencia y los métodos experimentales también demostraron ser útiles para comprender el desarrollo infantil.

A pesar de los intentos de unificar varias teorías del desarrollo infantil, el campo permanece dinámico y cambiante a medida que se desarrollan los campos de la fisiología y la psicología. La psicología infantil y la psicología en general en una disciplina que no puede permanecer estática con el tiempo, es cambiante y los profesionales se deben adaptar a las nuevas informaciones y descubrimientos.

La importancia de la infancia en el desarrollo integral de la persona

La infancia es una épica de desarrollo rápido de cualquier persona y por eso se debe estudiar para comprender este desarrollo humano. Por este motivo existe la psicología infantil, pero, ¿qué es exactamente?

La psicología infantil es una parte específica de la psicología que desde el conocimiento científico comprende los procesos psicológicos de bebés, niños pequeños, niños más mayores y adolescentes dentro del contexto social en el que se encuentra.

Dentro de la psicología infantil se encuentra la psicología clínica infantil donde se comprende las necesidades psicológicas básicas de bebés, niños y adolescentes y también, en cómo la familia y otros contextos pueden influir en la vida de los pequeños. Significa que el ambiente también puede influir en el desarrollo socio-emocional, desarrollo cognitivo, el comportamiento y en la salud mental de niños y adolescentes.

Qué problemas aborda la psicología infantil

La psicología infantil estudia, evalúa y trata una amplia variedad de problemas psicológicos y sociales interconectados que experimentan los niños y los adolescentes en su vida. Algunos de los problemas que tratan pueden ser:

  • Problemas emocionales
  • Trastornos emocionales
  • Trastornos mentales
  • Déficits cogntiivos
  • Depresiones o ansiedad
  • Duelo
  • Estrés con cambios evolutivos
  • Problemas sociales

Estos son algunos ejemplos de problemas que abordan los psicólogos, pero cada caso es diferente y el profesional deberá valorar si el caso es apto para ser tratado por él o por otro profesional, en casos más graves, como podría ser un psiquiatra.

Para poder trabajar con niños y adolescentes en terapia se utilizan diferentes procedimientos dependiendo de la edad del pequeño. Se trata de que los niños y sus familias adquieran habilidades de mejora. En los procedimientos se tiene en cuenta una evaluación, la intervención, programas de prevención, consulta y trabajo coordinado con otros profesionales que trabajan con el niño e investigación y seguimiento si procede.

Cuándo acudir a un psicólogo infantil

Los psicólogos infantiles dan sentido o eso intentan, a todos los aspectos del desarrollo de los niños en cualquier área de sus vidas (aprendizaje, pensamiento, social, emociones, personalidad, etc). Hay psicólogos que se centran en el aprendizaje de los niños y adultos tanto en el sector educativo como cualquier otro sector de la vida (psicopedagogos), y otros se centran en el apoyo de los niños en desarrollo atípicos (psicólogos clínicos).

Tendrás que acudir al psicólogo infantil para que evalúe a tu hijo/a en los siguientes casos:

  1. Si tu hijo muestra un cambio repentino en su comportamiento
  2. Tiene un comportamiento constante triste, irritable o apático
  3. Tiene problemas de relación
  4. Se muestra agresivo constantemente
  5. Tiene miedo de estar solo
  6. Duerme mal con pesadillas o terrores nocturnos
  7. Tiene comportamientos difíciles de manejar
  8. Tiene problemas en la escuela
  9. Tiene obsesiones, tics o trastornos físicos sin causa médica

Sientes que como padre o madre no puedes controlar la situación con tu hijo y te sientes incapaz de criar a tus hijos correctamente a causa de su comportamiento descontrolado

Siempre que sea necesario acudir a un psicólogo infantil, recuerda que será necesario que el profesional trabaje coordinado con la familia. Aunque respetes sus procedimientos, deberás estar informado/a sobre la evolución de tu hijo/a en todo momento.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.