Qué es y para qué sirve la Suxidina

Cuando nos ponemos enfermos acudimos al médico buscando un remedio rápido y eficaz a las dolencias que padecemos. Normalmente esta solución suele ir acompañada de medicamentos que nos proporcionan el bienestar que necesitamos o que permiten que la dolencia que nos afecta se cure antes o se trate de forma efectiva para evitar males mayores. La suxidina es un medicamento que te puede recetar tu médico en cualquier momento de tu vida.

Es habitual que las personas padezcan problemas estomacales o de ansiedad. Hay muchas formas de dolencias estomacales y la suxodina puede ayudar a las personas a tratar y mejorar muchas de estas dolencias. A continuación vas a saber mucho más de este medicamento y cuando es necesario tomarlo.

Qué dolencias trata la suxidina

Si alguna vez has tenido problemas estomacales causados (o no) por situaciones nerviosas o tensas, es posible que te hayan recetado suxidina. Suele utilizarse como un tratamiento de las enfermedades gastrointestinales producidas o empeoradas por excesivas tensiones nerviosas.

También se puede utilizar para los siguientes casos:

  • Distonía neurovegetativa
  • Dispepsia nerviosa
  • Gastritis neurógena
  • Dispepsia neurosensitiva-motriz
  • Gastroenteritis
  • Úlcera gastroduodenal
  • Colon irritable
  • Disquinesia biliar distónica

¿Cuánto se debe tomar?

La suxidina es un medicamento que solo se deberá tomar si lo receta un médico y únicamente siguiendo las instrucciones de consumo que el facultativo te proporcione. En ningún caso se deberá tomar las dosis sin consultar al médico y mucho menos auto medicarse.

En adolescentes y adultos, las dosis media es de la ingesta de entre 3 a 6 comprimidos por día, dependiendo de la gravedad de la afección. En niños menores de 11 años está totalmente prohibido su utilización.

Contraindicaciones a tener en cuenta

Como otras muchos medicamentos la suxidina puede tener algunas contraindicaciones que se deben tener en cuenta. Algunas de las que más se deben tener en cuenta son:

  • Miastenia (debilitación muscular grave)
  • No se debe administrar a pacientes cuya estimulación de la motilidad gástrica pueda resultar perjudicial (hemorragias, obstrucción, perforación).
  • Especial cuidado con pacientes con probada disquinesia tardía o neuroléptica.

Este medicamento también puede tener efectos sobre la capacidad de conducir y la utilización de maquinaria, por lo que mientras dure el tratamiento se deberán evitar cualquier tipo de situaciones que requiera un estado especial de alerta como conducir vehículos de cualquier tipo o el manejo de maquinaria peligrosa. Hacer esto podría poner en peligro la vida del paciente.

Durante el embarazo y la lactancia también se debe tener en cuenta que NO se debe administrar durante el primer trimestre del embarazo. Durante la lactancia es mejor no administrar el medicamento.

Por si fuese poco, este medicamento también puede tener interacciones con otros medicamentos ya que potencian los efectos de las fenotiazinas y otros antidopaminérgicos sobre el Sistema Nervioso Central. Cuando se toma este medicamento también disminuye el efecto de la digoxina y la cimetidina. Los anticolinérgicos y los analgésicos narcóticos neutralizan su acción en el tracto digestivo. También se debe recordar que la administración de la suxidina unida a alcohol, tranquilizantes, hipnóticos o narcóticos potencia los efectos sedantes.

Efectos secundarios de suxidina

Como cualquier otro tipo de medicamento, la suxidina también puede tener efectos secundarios que merece la pena conocer para saber qué te ocurre en caso de que tomes esta medicación. Normalmente el efecto secundario más común es la somnolencia o la sedación.

En ancianos/as que están sometidos a un tratamiento con suxidina de forma prolongada pueden tener disquinesias tardías (las disquinesias son trastornos del movimiento). En un tratamiento prolongado en personas adultas se ha observado que puede provocar hiperprolactinemia (es un trastorno por el cual la persona tiene un nivel anormalmente alto de la hormona prolactina en la sangre), tensión mamaria (con dolores en las mamas), galactorrea (secreción láctea de la glándula mamaria, puede ocurrir en la mujer o en el hombre), amenorrea (ausencia de la menstruación), ginecomastia (aumento de las mamas en el hombre) y/o impotencia (incapacidad persistente para conseguir o mantener una erección que permita una relación sexual satisfactoria).

Cuando se trata de niños y adolescentes de a partir de 11 años, si se sobrepasan las dosis recomendadas se puede originar reacciones extra piramidales con espasmos en los músculos de la cara, el cuello o la lengua.

Intoxicación y tratamiento

Puede haber intoxicación en caso de la toma de suxidina y cuando hay una sobredosificación con este medicamento puede aparecer somnolencia, desorientación y reacciones extrapiramidales, que normalmente desaparecen al suspender el tratamiento.

De persistir los síntomas se practicará lavado de estómago y medicación sintomática. Las reacciones extrapiramidales se controlan con la administración de antiparkinsonianos, anticolinérgicos o antihistamínicos con propiedades anticolinérgicas.

En caso de sobredosis o ingestión accidental, consultar al Servicio de Información Toxicológica. Teléfono (91) 562 04 20 y/o acudir inmediatamente a la sala de urgencias más cercana.

Si tienes una caja de suxidina caducada en tu hogar, deberás llevarlo a la farmacia para que lo desechen correctamente. . En caso de duda pregunta a tu farmacéutico cómo debes deshacerte de los envases y de los medicamentos que no necesitas. Nunca tomes un medicamento (y tampoco la suxidina) cuando en el envase indique que está caducado. En ningún caso cuando tengas una caja de medicamentos caducado lo tires a la basura ordinaria ni tampoco lo tires por los desagües de tu hogar.

Este medicamento solo se puede obtener con receta médica por lo que si necesitas tomarlo deberá ser un médico el que valore tu estado de salud para después decidir si te receta este medicamento u otro que te vaya mejor dadas tus circunstancias personales.

Propiedades farmacológicas

Como sabes ya este medicamento tiene propiedades farmacodinámicas y suxidina constituye un tratamiento de las enfermedades gastrointestinales producidas o empeoradas por excesivas tensiones nerviosas. Consta de:

  • Hemisucinato de Oxacepam. Es un tranquilizante ansiolítico suave, no tóxico.
  • Metoclopramida clorhidrato Regulador de los movimientos gástricos e intestinales.Evita los espasmos del tracto gastro-intestinal.
  • Polienzym-S Conjunto de enzimas digestivos de alta calidad. Colabora con los enzimas naturales mejorando la digestión.
  • Silicona antiespumante Elimina el exceso de gases intestinales.

Este medicamento se elimina por las heces. Los medicamentos deben mantenerse fuera de la vista y del alcance de los niños. La información detallada y actualizada de este medicamento está disponible en la página Web de la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (AEMPS).


Categorías

Salud

Maria Jose Roldan

Madre, maestra de educación especial, psicopedagoga y apasionada de la escritura y la comunicación. Fanática de la decoración y el buen gusto... Ver perfil ›

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.