Las preguntas incómodas son bastante habituales en nuestra sociedad aunque las personas pueden evitarlas en algunas interacciones sociales para no generar desconfianza. Las preguntas, cuando son incómodas se suelen avisar y dar la opción a la otra persona a contestarla o no… Pero en realidad, hay circunstancias en que las preguntas incómodas hay que contestarlas, como por ejemplo, en una entrevista de trabajo.

Los candidatos a un empleo pueden lidiar con estas preguntas incómodas que no tienen nunca una buena respuesta objetiva, por lo que deben estar preparados a ellas para poder contestar de la mejor forma posible. En realidad, algunas de estas preguntas incómodas tienen un propósito claro: probar la capacidad del candidato a resistir en situaciones estresantes. Aunque también pueden querer hacer que la otra persona se sienta completamente incómoda.

Para algunas personas el manspreading es una forma de faltar al respeto a quienes se tiene delante. Es una forma de sentarse en los hombres con las piernas abiertas y para algunos, eso es intolerable. Para otros, simplemente es una postura sin más. Lo que está claro es que el manspreading genera controversia y es importante entender qué es y por qué ocurre…

Fue en 2014 cuando se popularizó éste termino pero ya hace algunos años que se conoce este problema, en el que parece que los hombres ocupan más espacio del necesario para sentarse, sobre todo en transporte público para abrir o estirar mucho las piernas. Este comportamiento es debatido cada vez más, y es que parece que es de sentido común que si hay poco espacio y hay dos personas que deben sentarse hay que recogerse un poco para que todo el mundo quepa. Entonces, ¿qué pasa con el manspreading y por qué causa tanto revuelo?

Categorías: Psicología, Trastornos

Es posible que alguna vez te hayan dicho la expresión: ‘Anda y no seas paranoico’ cuando has pensado cosas que probablemente no eran ciertas o porque le dabas demasiada importancia a algún asunto. En realidad, la paranoia es algo mucho más serio que simplemente algunas cavilaciones temporales en la mente.

Qué es

Cuando una persona tiene paranoia siente y piensa como si estuviese amenazado, teniendo el mismo estrés. La evidencia de que realmente se esté amenazado es poca o nula. Los pensamientos paranoicos también se describen como delirios. Los pensamientos paranoicos pueden ser exageradas sospechas, por ejemplo, quizá alguien te ha dicho algo negativo sobre ti y el pensamiento paranoico cree que esa persona está haciendo una campaña de desprestigio contra ti y crees que todo el mundo piensa eso negativo de ti.

Categorías: Psicología, Trastornos

¿Alguna vez has escuchado hablar sobre la apraxia? Es una condición que aunque es poco común, es necesario conocer para poder entender la condición, y sobre todo, para que si se reconocen los síntomas se pueda buscar tratamiento lo antes posible. La apraxia también se conoce como apraxia del habla y a continuación te vamos a explicar de qué trata.

Qué es

La apraxia es una condición neurológica poco conocida. A las personas que lo tienen les resulta difícil o imposible realizar ciertos movimientos motores, aunque sus músculos sean normales. Las formas más leves de apraxia se conocen como dispraxia.

Categorías: Recursos

No te consideres un Grinch por odiar la Navidad. Aunque veas tantas luces y colores por todas partes y miles de personas comprando regalos cada fin de semana, en realidad son cada vez más personas que odian estas fiestas, por lo que si eres uno de ellos, no eres al único que le sucede. Si bien es cierto que estás en tu derecho de odiarlo, odiar nunca es algo bueno por lo que puede hacer sentir demasiado mal.

Lo ideal es entender porqué te deprime la Navidad para después de aceptarlo, saber qué hacer para solucionarlo y aunque siga sin hacerte mucha gracia, que al menos, puedas convivir con estos días rodeado de personas alegres y felices y que tú, no te sientas desplazado emocionalmente demasiado de todo esto.

Categorías: Frases, Recursos

El fútbol mueve masas en nuestra sociedad. Es un deporte que gusta a los adultos, que muchos niños lo practican y que en realidad, tiene grandes valores si se juega bien y si se tiene una relación saludable con este tipo de juego. Para poder ser excelente en el terreno de juego hay que tener motivación para jugar en equipo y sobre todo, para dar lo mejor de uno mismo por el bien propio y por el bien del grupo al que se pertenece, es decir, al equipo. La ambición en muchos casos pueden venir de algunas frases de fútbol motivadoras.

El rendimiento en los jugadores siguen muchas variables psicológicas y la personalidad de los jugadores debe alcanzar la personalidad ganadora, con aspectos mentales que los individuos deben gestionar de forma acertada. Un buen jugador deberá entender sus emociones, canalizarlas y también entender y comprender al adversario. La fuerza mental es sin duda, un trabajo que se debe garantizar en el terreno de juego.